Hombre de poca fe ¿por qué dudaste?


LA PALABRA DE DIOS
Evangelio de San Mateo 14, 22-33

HOMBRE DE POCA FE ¿POR QUÉ DUDASTE?

REFLEXIONA:

“Hombres de poca fe ... son creyentes, pero su fe es débil". No les sirve de soporte cuando son azotados por las olas y zarandeados por la tempestad. Jesús está en medio de la noche de nuestra vida, en medio de las tempestades que amenazan con hacernos perecer. 

Él quiere fortalecer nuestra fe. Si nosotros confiamos en Jesús y permitimos que Él fortalezca nuestra fe, podremos mover montañas, podremos ser capaces de andar sobre las aguas y nos sostendremos aunque nos quiten el suelo bajo nuestros pies.

Esta invitación de Jesús la hace siempre a todos. ¡Ven! Nos invita a gozar de Su cercanía, a poner nuestra cabeza en su pecho y dejarnos consolar por Él, a ir a verlo en el Sagrario, a platicar con Él, acercarnos a recibirlo en la Eucaristía, o simplemente a sentarnos con Él sin decir nada. ¡Ven!, nos dice. 

Sólo quien responde a Su llamado, encuentra la paz.

Fuente:
Boletín Parroquial 122 (2014-08-10)