Reflexión Dominical 2017-01-22: “Síganme y los haré pescadores de hombres”


LA PALABRA DE DIOS
Evangelio de san Mateo, 4, 12-23

“SÍGANME Y LOS HARÉ PESCADORES DE HOMBRES”

En el evangelio de hoy encontramos como los hijos del Zebedeo escuchan la llamada de Jesús, que los invita a ser pescadores de hombres, anunciadores de la Palabra de Dios por todas partes, como hace el mismo Jesús.

También, nosotros hoy, debemos anunciar a Jesús, ser portadores ante una sociedad cada vez más alejada del Evangelio y de la Iglesia, del regalo de la Buena Noticia de Jesús.

Cuando descubrimos lo mismo que aquellos hombres que dejaron la pesca para seguirlo, somos los dueños de nuestra vida, encontra-mos la energía para vivir sin esclavitud, la libertad y el amor para vivir y compartir, nos hacemos más cercanos y acogedores con los marginados y desprotegidos de la sociedad.

La mejor forma de transmitir el amor de Dios es sentirlo, vivirlo y celebrar que ya estamos salvados. Una vez que hayamos tomado conciencia de ello no quedarnos para nosotros el hallazgo, sino compartirlo con alegría y vitalidad.

Fuente: El Taller de la Serenidad

Dios sigue en silencio nuestro caminar, pero nos está llamando. Su voz la podemos escuchar en cualquier fase de nuestra vida, como aquellos discípulos de Galilea que, siendo ya adultos, siguieron la llamada de Jesús.

Fuente: Diócesis de Maracay (Pbro. Freddimir Villavicencio)