Reflexión Dominical 2016-12-18: Dios con nosotros


LA PALABRA DE DIOS
Evangelio de san Mateo 1, 18-24

DIOS CON NOSOTROS

Todavía no ha nacido Jesús y ya sabemos, por el evangelista Mateo que se llamará Emmanuel, que significa «Dios con nosotros». Mateo nos está acercando al misterio de Dios que estará presente en nuestra vida.

Dios se hace presencia cada día en nosotros, en nuestro mundo. No pertenece a nadie. Dios es de todos sus hijos, de los que le invocan y de los que no, porque Dios habita en el corazón de todo ser humano. Nos acompaña en nuestros gozo y en nuestras penas. Dios es amor y bendición.

Pero para ser conscientes de que Dios está con nosotros, debemos buscar el silencio interior, ahí escucharemos su voz, encontraremos su rostro y sentiremos su amor incondicional. A partir de ese momento nos daremos cuenta de que no estamos solos.

¿Cuántos de nosotros caemos en la cuenta? siempre andamos en el ruido y las prisas. Cuando todos nos dan la espalda, ÉL está ahí; en la aflicción su consuelo nos ayuda a levantarnos. En la debilidad nos sostiene y anima.

¿Somos conscientes de que Dios se encuentra en los más oprimi-dos, en los que viven en soledad y en los enfermos? Dios es amor que nos anima a ser mejores cada día.

Como persona y como comunidad debemos hacer presente a Dios en todos los ámbitos de la vida, pero para ello debemos en primer lugar sentir que «Dios está conmigo», porque eso es lo que celebra-mos cada domingo en la Eucaristía, y de forma especial en Navidad: Dios es la alegría de nuestra vida.

Fuente: El Taller de la Serenidad